Páginas vistas en total

21 de diciembre de 2008

Crónica de la presentación de Delirios y Mareas.




Noticia aparecida el miércoles 24 en Diario de Cádiz.
Fotografías cedidas por Marián Lopez Correa y Luis Jiménez Delgado. Gracias amigos.







Me ha sido difícil escribir esta entrada a mi ático sin dejar que la emoción me arrebate por un momento la destreza que la práctica me ha dado en el manejo del teclado de mi ordenador.
Mis dedos resbalan, nerviosos, helados, entre las teclas, recordando una tarde, que por única y tremendamente deseada, me parece lejos, aunque sólo han pasado unas horas.
La tarde del viernes 19 de dicembre de este 2008 tan ancianito ya, se ha grabado a fuego entre mis recuerdos, entre los días más felices de mi existencia, entre los eventos más importantes de mi vida.
Sé que presentar un humilde libro de poesía, de alguien como yo, poeta que empieza, poeta que lucha, poeta que desea seguir sin desfallecer, quizás carezca de importancia para muchos. Pero visto lo visto el viernes, en el Ateneo de Cádiz, tengo que sentirme dichosa, feliz, inmensamente agradecida, satisfecha, pletórica.



Estuve rodeada de amistad, cariño en estado puro. Complicidad, apoyo, amor, admiración.
Toda mi gente querida me acompañó esa tarde. Los miraba desde la mesa, escondida yo, tímida, tras el micrófono, y me reonfortaba el alma saber que quienes estaban allí realmente confiaban en mi, creían en mi, y estaban allí, esa tarde, para darme todo el cariño que eran capaces. Todo un regalo. ¡ GRACIAS!
Mis esfuerzos, mis preocupaciones, mi inseguridad, todos mis miedos se disiparon, y hoy, soy una persona mejor, que quiere seguir mejorando, con la ilusión renovada, y la esperanza de estreno.
Allí también, puntual, estaba mi amigo, mi admirado, el artista, mi querido Javier Ruibal, que pese a sus muchos compromisos acudió para arroparme, para darme ánimo y para guiarme con las palabras más hermosas, para darme su apoyo y su cariño, con la sabiduría de un maestro, con la ternura de la bellísima persona que es. ¡GRACIAS JAVIER!
Y él me obsequió con las palabras que ahora quiero compartir con todos vosotros:




"Rosario dedica su vida a la palabra, para alimentarse de ella y dar sentido al desatinado pasar de las horas y los días, pero también para inculcarla y dejarla bien grabada, como un tatuaje indeleble en la mística piel que envuelve el alma de sus lectores y sus alumnos. Profesa en la palabra en el mejor sentido del verbo, haciendo de ella una prolongación de si misma y emplea toda su concentración en extraer la esencia de cada vocablo hasta destilar de él el mejor elixir posible. Descifrar las mil conjeturas que encierran las palabras se hace para ella una inaplazable vocación y eso la hace poeta de hondura y alquimista del pensamiento. Podría, si quisiera no implicarse, hacer de ello un juego interminable en el que siempre obtendría excelentes resultados estéticas, poemas de magnífica factura prolongando sin fin ese divertimento, pero no se trata de una tarea meramente compositiva saliendo ilesa de cada poema, sino de todo lo contrario, trata de respirar y sufrir en cada verso porque en cada uno va implícita su experiencia vital, su esperanza insobornable, y cada poema es un trance único por el que pasar para explicarse a si misma el sentido de sus pasos, el porqué de sus errores y aciertos.


En este nuevo poemario Delirios y Mareas sigue en su empeño de hablarnos del amor, no en sentido genérico sino a través de las reflexiones de su propia experiencia, contándonos una por una las huellas que en su piel dejó el siempre incierto juego de amar, ese que tantas partidas nos hizo perder para poder saborear los escasos triunfos que nos brinda.




Vi venir a Charo una noche después de uno de mis conciertos, con el ánimo entusiasta de quien acaba de pasar por un trance de gozo, y con una sonrisa abierta y generosa se acercó para decirme, en pocas palabras, que acababa de cescubrir entre mis versos un mundo que le era propio porque se sentía identificada con la pasión inaplazable y arrebatada que se respira en ellos.




Des entonces a hoy he tenido la ocasión de compartir con ella buenas conversaciones alrededor de las entrevistas que me ha hecho y, entre tanto, ha ido construyendo su personal y original entorno poético. Ya era poeta entonces y hoy vuelve para confirmarnos con esta segunda entrega que ahora celebramos, que militará en la palabra para siempre, para defenderla de sus usos triviales y oportunistas, para darle profundidad y fecundidad. Para ilustrar su inquebrantable vocación me permito leer ahora uno de sus poemas




Un poema más





Un poema más.



Solitario acto de amor.



Bálsamo para el vacío.



Ráfaga de luz.



Deslumbramiento.



Vanidad.



Buscada tristeza.



Un llenar los huecos




de otros versos que volaron.



Aquelarre de sintagmas



borrachos de belleza.




Corte limpio en las venas



para desangrarse adrede.



Suicidio de atrezzo.




Otro egoísmo.



Un poema más



es recoger cada recuerdo roto




de las cunetas del alma.



La inmortalidad perdida,



buscada, no encontrada.




Un poema más,



como todos los poemas,



tiene la piel del silencio



y tus ojos.



© Rosario Troncoso (Delirios y Mareas)



Javier Ruibal




8 comentarios:

Luis García dijo...

Hola Charo,

Ya lo hice en mensaje privado pero quería públicamente felicitarte por tu flamante libro de poemas. Lamentamos no estar en la presentación que por lo que cuentas fue magnífica con el maestro Javier Ruibal respaldando con su presencia tus poemas. Enhorabuena y ya nos veremos.

Anónimo dijo...

Soy el piscis...casi se me saltan las lagrimas de lo bien que salio y lo orgulloso que estamos de ti. Felicidades mi amor.

Juan dijo...

Hola Chary:
Soy el intermediario feliz por participar invisiblemente en tu felicidad plena.

Desde Murcia, besos literarios y en verano, besos de Zahara, espero.

Anónimo dijo...

Precioso Charo. Estuvo precioso. Eres una gran poeta. Admiro la forma en la que escribes. Me está encantando tu libro porque me siento identificada con lo que leo.
Gracias por ser así, tan genial, y tan buena persona.
Rosa.

Rosario Troncoso dijo...

Gracias Luis, gracias Piscis, Gracias Juan Andrés (te debo mucho), gracias Rosita. Os quiero muchísimo. Vosotros sí que sois geniales. Gracias por estar ahí.

Javi Torres dijo...

Además de poeta, eres guapísima.
¿Dónde se puede comprar el libro?
Enhorabuena Rosario.

www.minombre.es/manuelrubiales dijo...

Fantástico blog, acabo de descubrirlo desde la página del maestro Ruibal, te felicito enérgicamente por tu labor literaria y ten por seguro que seguiré este espacio.
Vino y besos

Rosario Troncoso dijo...

Gracias Manuel por tus palabras Manuel.
Vino y besos, ¡siempre!